Significado y Explicación Del Ascendente Cáncer Según la Astrología (Espiritual)

Estas personas parecen criaturas amables. Hay algo familiar en ellos: son el chico o la chica de al lado. Cuando entran a una habitación, no entran chapoteando. En cambio, se mueven hacia los lados y se abren camino hacia adentro. Estas personas les resultan familiares. Debido a que son bastante sensibles a su entorno, pueden ponerse nerviosos fácilmente, especialmente en público.

Su primer instinto, cuando están amenazados o en un terreno desconocido, es protegerse. Cuando se presentan nuevas situaciones, pueden retirarse inmediatamente o actuar con timidez. Por lo general, estas personas se muestran como personas que se preocupan por ellos. Parecen bastante dulces, incluso inocentes. Por lo general, estas personas parecen lo suficientemente sencillas como para ser bastante accesibles. Sin embargo, algunos Ascendentes de Cáncer se han retirado tanto a sí mismos como para ser todo lo contrario.

Dado que Capricornio está en el Descendente, las personas con Ascendente Cáncer buscan estructura y seguridad en su pareja y su relación. Estas personas funcionan mejor cuando su pareja muestra fortaleza, estabilidad financiera y emocional y conocimientos. De hecho, muchos descendientes de Cáncer lo prefieren cuando su relación tiene reglas bien definidas. La seguridad es la necesidad básica y, por lo general, están más que dispuestos a ceder algo de libertad personal para conseguirla. En algunos casos, las personas con cáncer ascendente pueden sorprender a sus parejas. ¿Por qué? Porque parecen personas bastante sencillas y orientadas a la familia. Cuando se trata de matrimonio, tienen un enfoque práctico y bastante práctico.


El Ascendente (o signo ascendente) a menudo se considera la máscara que uno usa cuando se encuentra con otros. Quizás se considere más acertadamente como las respuestas automáticas al entorno de uno. El Ascendente muestra nuestras defensas naturales y cómo lidiamos con los problemas del día a día. Las energías del signo y la condición del Ascendente son más abiertas y obvias para los demás. El Ascendente muestra la primera reacción natural de un individuo a nuevas personas y situaciones.


Las características del Ascendente de Cáncer descritas anteriormente son modificadas por los planetas en conjunción con el Ascendente, los planetas que ascienden al Ascendente y la posición del planeta regente del signo en el Ascendente. Por ejemplo, una persona con un Ascendente Cáncer con su planeta regente, la Luna, en Sagitario responderá al entorno de manera un poco diferente a otra persona, también con un Ascendente Cáncer, pero cuya Luna está en Escorpio. De manera similar, una persona con un Ascendente Cáncer que también tiene en conjunción a Saturno se «comportará» de manera diferente a alguien con un Ascendente Cáncer que no tiene ese aspecto.

Pocas personas pueden realmente presumir de conocer al ascendente astrológico de Cáncer … No está seguro de sí mismo, este ascendente del zodíaco no duda en volver a su caparazón si se siente en peligro. A las grandes multitudes sin rostro, Cáncer prefiere la reconfortante calidez de su capullo familiar.

Muy sensible, el ascendente Cáncer tiene pocos amigos pero está profundamente apegado a cada uno de ellos. Para él, el dolor de las personas cercanas es suyo y hace todo lo posible para acabar con él. Muy leal, Cáncer espera la misma actitud de quienes comparten su vida.

Si bien su empatía los convierte en amigos valiosos, lidiar con el cáncer no siempre es fácil. Esto se debe a que la luna, su estrella maestra, tiende a hacerla impredecible …

Sin previo aviso, Cáncer puede caer en una furia loca. Arrebatos de ira, llantos, intentos de manipulación emocional… Este espectáculo no es un espectáculo agradable. Con el tiempo, Cáncer logra lidiar con su complejidad emocional. Sin embargo, cuando es muy joven, puede causarle problemas.

Aunque no es muy ambicioso, Cáncer está decidido. Protegerá a su familia del mundo entero si es necesario.

Para recordar : el ascendente Cáncer estimula la imaginación y la sensibilidad. Suaviza y calma la tensión. Fomenta la generosidad y estimula la acción con dulzura y benevolencia. Da un gran lugar a la familia y aporta el equilibrio necesario para la construcción de una vida armoniosa. Ayuda a canalizar emociones que pueden ser abrumadoras.


Cáncer ascendente con la Luna  en los demás signos del zodíaco

Las siguientes interpretaciones incorporan la posición, por signo, de la Luna, el planeta regente de Cáncer. La posición del signo de la Luna modifica las características del Ascendente de Cáncer. Estas interpretaciones son del Informe de Perspicacia Kármica y están escritas desde un punto de vista esotérico.

El punto que estaba en el horizonte oriental en el momento de su nacimiento se llama ASCENDENTE o signo ascendente. Mientras que el Sol describe su dirección consciente y el enfoque de su vida actual, y la Luna su predisposición subconsciente y su pasado, el Ascendente indica una forma de ser que trasciende y abarca el pasado, el presente y el futuro. Describe la forma en que te relacionas y te fusionas con el mundo exterior y cómo traes a la vida las energías representadas por el Sol, la Luna y el resto de tu carta natal. Todo se filtra a través del Ascendente desde un punto de vista esotérico. Indica la función de su alma y, por lo tanto, una parte clave de su destino.

Ya seas hombre o mujer, llevas las cualidades y de alguna manera encarnas el arquetipo de la madre. Descubrirá que atrae a personas que necesitan atención, comprensión y aliento. La devoción y el mantenimiento de las conexiones emocionales del alma con la vida es el corazón de su enfoque de la vida. Eres muy comprensivo tanto en el sentido que sientes por los demás como en el sentido de “resonancia comprensiva”. Sus propios sentimientos y estados de ánimo a menudo reflejarán el tono de sentimiento dominante en su entorno. Absorbes la atmósfera que te rodea y prosperas en un entorno hogareño, personal, de apoyo y cooperativo.

Cuando estás desequilibrado, eres hipersensible a las heridas y los desaires, eres propenso al mal humor extremo, a la preocupación y a la autocompasión, y / o te sientes como un niño necesitado insaciable. Por lo tanto, el autocuidado y la responsabilidad por uno mismo son extremadamente importantes para que usted se desarrolle para sacar lo mejor de sí mismo.

Tu planeta regente es la Luna. Probablemente sintió una fuerte identificación con la descripción de la ubicación de su Luna al leer la primera sección. Esto se debe a que, en su caso, la Luna no solo refleja algo sobre su pasado y tendencias heredadas, sino que también colorea toda su forma de relacionarse con el mundo actual. Describe un aspecto importante de la función de su alma.

El ascendente del cáncer y la luna en Aries

Tu Luna de Aries sugiere que eres autosuficiente y / o que realmente no te sientes tan cómodo cuidando a los demás. Puede estar algo dividido entre su devoción a la familia, el hogar o los dependientes versus su lealtad a su propia vida. Puede haber una ligera desgana en la defensa de su hogar, su familia o «los suyos». En el mejor de los casos, combinas la sensibilidad y la devoción amorosa con la acción y la fuerza. Podrías ser un firme defensor de los niños, las mujeres, la familia o lo femenino.

El ascendente del cáncer y la luna en Tauro

Tu Luna en Tauro sugiere que te sientes muy cómodo brindando consuelo y apoyo a los demás, porque tienes una base interior sólida. Obtienes tu fuerza de fluir con los ciclos y ritmos naturales de la tierra. Cuando está fuera de equilibrio y fuera de contacto con la tierra y las fuerzas naturales, se apega demasiado a la seguridad en forma de dinero o tratando de asegurarse de que nada cambie en su pequeña parte del mundo. Estar en paz es un aspecto importante de su contribución a la vida.

El ascendente del cáncer y la luna en Géminis

Tu Luna Géminis sugiere que operas tanto desde tus sentimientos e instintos como desde tu mente. A veces, puede usar su ingenio para ocultar su vulnerabilidad y suavidad, o estar demasiado influenciado emocionalmente por las palabras e ideas de los demás. Aprender a articular su propia experiencia interior y ayudar a otros a hacer lo mismo sería importante. Puede ser un profesor de escritura, un corresponsal o diarista dedicado, o un consejero o consultor. Cualquiera de estos sería una expresión de la función natural de su alma.

El ascendente del cáncer y la luna en el cáncer

Tu Luna también está en Cáncer, lo que sugiere que el sentimiento profundo, la conmoción y el honor de las raíces y tradiciones antiguas es una parte importante de tu contribución a la vida. El agua y la música también juegan un papel importante en su vida. Debido a su fuerte atracción hacia el pasado, necesita encontrar formas para que el pasado nutra, fortalezca y agregue a su vida presente, en lugar de simplemente ser nostálgico, volverse adicto a las formas familiares o antiguas o tratar de encontrar un camino de regreso. a la seguridad del útero. La dependencia y / o la codependencia es un problema IMPORTANTE para usted.

El ascendente del cáncer y la luna en Leo

Tu Luna en Leo sugiere que tus cualidades de simpatía y cariño están impregnadas de calidez, sentimiento generoso y un fuerte sentido de orgullo personal por los que cuidas.

El ascendente del cáncer y la luna en Virgo

Tu Luna en Virgo sugiere que tu cuidado se canalice hacia el servicio práctico, la enfermería, la atención a las necesidades prácticas o físicas inmediatas de las personas. Es sensible y devoto, pero tal vez no sea muy demostrativo en formas que otros reconocen como ternura o amor. Servir a las familias, las madres o los niños de alguna manera es una forma importante para que usted pueda cumplir con la función de su alma.

El ascendente del cáncer y la luna en Libra

Tu Luna en Libra sugiere que «naciste para ser apacible» y un pacificador. También tienes un sentimiento profundo por la belleza y parte de tu función en el mundo es traer gracia, dulzura y belleza. La tendencia a evitar o evitar conflictos puede ser una fortaleza o un déficit.

El ascendente del cáncer y la luna en Escorpio

Tu Luna en Escorpio sugiere que, aunque puedas parecer apacible y maternal o suave, puedes ser verdaderamente feroz en tu defensa de cualquier persona o cosa que te importe, especialmente aquellos que dependen de ti. Eres la Madre Tigre, cuando estás amenazada. El profundo sentimiento y la compasión por el sufrimiento colorean todo para ti. Las palabras pueden ser difíciles o nada importantes para ti. Lo que importa es el alma, el misterio y las lealtades del corazón.

El ascendente del cáncer y la luna en Sagitario

Tu Luna en Sagitario sugiere que tus sentidos psíquicos e intuitivos están muy abiertos y activos. (Además, tienes mucha más sensibilidad a los problemas de los demás que la Luna promedio en una persona de Sagitario. No eres tan implacablemente optimista y alegre, no eres tan fiestero ni tan extrovertido). Su necesidad de libertad puede entrar en conflicto con su deseo de seguridad o su devoción por las necesidades de sus hijos y su familia.

El ascendente del cáncer y la luna en Capricornio

Tu Luna en Capricornio sugiere que una dureza emocional y un realismo subyacen a tu gentil exterior. La necesidad de proteger, conservar, defender a la familia y asegurar una base sólida para su vida influye en gran parte de lo que hace. El orden y el respeto por la tradición y el patrimonio son un aspecto importante de su forma de criar.

El ascendente del cáncer y la luna en Acuario

Tu Luna de Acuario sugiere que tus energías devocionales y tu cuidado protector no son solo para tu propia familia inmediata, sino también para una comunidad más amplia.

Su don es imaginar alternativas creativas y ser un instrumento de cambio con respecto a cómo nos nutrimos unos a otros. Podrías ser política o socialmente activo para cambiar el sistema escolar, la atención médica u otros ámbitos en los que se administra la crianza y el cuidado. El surgimiento de lo femenino en nuestros tiempos es un tema importante en tu vida.

Su desafío es integrar esto de alguna manera en su vida de una manera equilibrada. En ocasiones, es posible que se sienta confundido en cuanto a dónde se encuentra su verdadera lealtad: con su círculo familiar o con el mundo en general. Las personas ajenas a tu familia pueden verte lleno de empatía y sensible a sus preocupaciones, mientras que tu propia familia puede sentir en ti una frialdad y un desapego peculiar a veces, como si no quisieras tener nada que ver con ellos o sus necesidades. Probablemente sea cierto que no quieres preocuparte únicamente por ellos y ahí es donde entran en juego las soluciones y alternativas creativas. Ten algo de compasión por ti mismo. Es todo un desafío responder a su profunda necesidad de ser libre, vivir la vida en sus propios términos y hacer una contribución significativa a la raza humana o al planeta, mientras que al mismo tiempo nutre a la familia y la intimidad duradera en su vida.

El ascendente del cáncer y la luna en Piscis

Tu Luna en Piscis expande tu empatía y devoción para incluir no solo a tu propia familia inmediata, sino a toda la vida. Eres una «madre» espiritual para muchos.

 

“El cáncer es el primero de los signos de agua. En el nivel material, refleja la energía grupal de la humanidad, por lo que puedes sentir las energías de otras personas y experimentar el flujo de energía dentro de ti. Es esta capacidad de sentir la que da lugar al lado nutritivo de este signo. El signo de Cáncer nos recuerda el agua que fluye cuesta abajo. Es la calidad implacable del flujo con la que resuenas. Incluso cuando se sienta atrapado en situaciones, puede identificar el «flujo» que continúa entre las personas involucradas y alrededor de los objetos en su entorno.

Gran parte de su experiencia sentimental ocurre a nivel del alma. Si ve auras, puede ver todo el camino hasta el nivel del alma de la persona. Esto puede ser informativo y aterrador, ya que es posible que no desee relacionarse tan estrechamente con todos. Si en realidad no ve auras, ciertamente siente la energía de otras personas y necesita tener claridad interior para poder interpretar esas señales correctamente. Por lo tanto, es importante que tenga una práctica espiritual diseñada para cultivar la claridad mental.

El movimiento es un principio clave en tu vida. La forma en que comienzas el proceso digestivo, por ejemplo, determina lo que eres capaz de asimilar de tu comida. El movimiento de los fluidos a través de su cuerpo es un barómetro familiar y cómodo de su estado de ánimo. La buena práctica espiritual también puede centrarse en el movimiento. La meditación caminando puede serle útil. Si se siente atascado, el ejercicio vigoroso puede ayudar a deshacerse de lo que le molesta. Entonces puede volver a un ritmo de movimiento más meditativo. Siga el movimiento sentado durante unos minutos para experimentar la calma interior que se ha fortalecido.

A medida que experimenta su ser espiritual, llega a comprender los dos lados del signo de Cáncer. Un lado tiene que ver con la autoconservación e incluye la crianza que recibe y el cuidado que brinda a los demás. Incluye el impulso de encarnar en primer lugar. El otro lado se relaciona con la inmortalidad. Tus energías creativas se liberan a medida que adquieres comprensión de este aspecto de la vida. Al comprender el deseo de encarnar, junto con la verdad de tu ser inmortal, percibes el flujo del proceso evolutivo a lo largo de las vidas físicas. El misterio aquí es el vínculo entre la Madre de la Forma (la Luna) y el Padre de las Aguas (Neptuno). En el plano físico, la forma no es necesariamente rígida y el movimiento no es necesariamente irrestricto. Los dos aspectos están entrelazados en todos los seres vivos. En el plano espiritual

 

“Pareces amable y suave, y actúas bastante reservado con los demás hasta que los conoces bien y sientes que es seguro ser abierto con ellos. Tiene una gran necesidad de seguridad emocional y un sentido de pertenencia, y está profundamente apegado al pasado: su herencia, raíces, familia, amigos queridos, lugares familiares, etc. Hacer cambios radicales o alejarse de lo que es conocido y seguro puede ser muy doloroso y difícil para ti. Tiende a aferrarse y aferrarse a personas, recuerdos, posesiones de importancia personal o sentimental. Tener un hogar, un refugio seguro, es muy importante para ti.

Te acercas a la vida emocional y subjetivamente y eres sensible a la atmósfera emocional, las sutiles corrientes subterráneas de los sentimientos dentro y alrededor de ti. Instintivo y no racional, a menudo no puede dar una explicación clara y simple de sus acciones. Algo se SIENTE bien, o no.

Sus emociones y lealtades personales tienden a colorear sus pensamientos y opiniones. Ve la vida desde una perspectiva muy personal y, a menudo, no puede separarse mentalmente de sus propios prejuicios y prejuicios personales. Es probable que se preocupe principalmente por cómo algo le afecta a usted y a sus seres queridos y cercanos, más que por el principio o las implicaciones sociales más amplias. Por ejemplo, puede ser muy patriota y sentir que cualquier cosa que haga “mi país” está bien sin saber mucho sobre las políticas o el punto de vista de las otras naciones. En pocas palabras: si es bueno para mí y para los míos, es bueno. Si no es bueno para mí y para los míos, no es bueno.

Eres tenazmente leal, protector y solidario con tus seres queridos, y tienes una naturaleza maternal y afectuosa muy fuerte (independientemente de tu género). Siente empatía con los demás y percibe intuitivamente los sentimientos y necesidades de otras personas. Compasivo y comprensivo, el dolor de los demás lo conmueve fácilmente y, a menudo, usted es el que los demás buscan cuando necesitan consuelo, consuelo o ayuda.

Tus estados de ánimo fluctúan y cambian con frecuencia y, a veces, estás abierto, a veces retirado emocionalmente. Te comunicas de forma no verbal y aprecias a una persona que puede captar pistas y pistas sutiles, en lugar de tener que hacer todo explícito.